Clasificados
Inicio / Internacional / Guerra comercial con EU aguijonea acciones chinas
ano-indice-msci-perdio-ciento

Guerra comercial con EU aguijonea acciones chinas

El año pasado los fondos de capitales enfocados en China registraron su peor desempeño anual desde la crisis financiera mundial, dejando a los inversionistas con fuertes pérdidas y preguntas muy difíciles sobre las perspectivas para las acciones chinas en 2019.

El año pasado el índice MSCI China se desplomó 20.4 por ciento en términos de dólares, su mayor caída desde 2008, agobiado por las tensiones comerciales entre Washington y Pekín, el aumento de la regulación nacional y los esfuerzos por parte de los responsables políticos por controlar la deuda.

A las grandes caídas de capitales chinos en 2007 y 2011 le siguieron recuperaciones en 2008 y 2012. Los factores adversos, se prevé, frenarán a los inversionistas que esperan una recuperación similar.

Jerry Peng, estratega de Citigroup en Hong Kong, advierte que la economía china requiere cambios estructurales para enfrentar el aumento de la deuda en los sectores corporativo y de los hogares.

El aumento de los costos laborales y ambientales significa que el país también pierde competitividad en la fabricación, dice Peng, justo cuando la guerra comercial con Washington parece escalar.

El presidente Donald Trump amenazó con elevar a más del doble las tasas arancelarias que impuso a cerca de la mitad de las exportaciones de China hacia EU.

Robert Lighthizer, representante de Comercio de EU, se reunió miércoles y jueves pasados con el viceprimer ministro de China, Liu He, en Washington, y se prevé que las pláticas sigan pronto.

Las negociaciones comerciales se complicaron luego de que EU presentara cargos penales contra Huawei, el grupo chino de tecnología. Washington también alienta a sus aliados para que sigan el ejemplo de Australia y Nueva Zelanda de excluir a Huawei de participar en el desarrollo de redes de telecomunicaciones 5G de próxima generación por motivos de seguridad.

“Hay buenas razones para creer que se avecina una verdadera nueva guerra fría con el objetivo de contener a China”, advierte Peng.

Una guerra comercial entre EU y China encabezó por octavo mes consecutivo la lista de preocupaciones en el estudio de gestores de fondos que realizó Bank of America Merrill Lynch en enero, en el que encuestó a 177 participantes con un total de 494 mil mdd en activos.

Howard Wang, director de capitales de la gran China en JPMorgan Asset Management, asegura que los responsables de las políticas en Pekín serán pragmáticos en las negociaciones comerciales.

“Creemos que China está dispuesta a hacer concesiones, abriendo el acceso al mercado para autos y servicios financieros, reduciendo los aranceles de importación de productos de consumo e incrementando sus importaciones de bienes agrícolas y de energía”.

Wang también señala que el gobierno de China lleva a cabo respuestas políticas coordinadas, como los recortes de impuestos a favor del crecimiento, que apoyarán el mercado de valores.

El mercado chino opera en un múltiplo de precio/beneficio de 10 veces basado en ganancias a futuro de 12 meses, en comparación con 14 veces en enero del año pasado.

“Las valoraciones se ven muy interesantes ahora, sobre todo en acciones A (denominadas en yuanes y que operan en Shanghái y Shenzhen). Somos optimistas sobre las perspectivas para las acciones de China”, señala Wang.

Ashley Dale, director de desarrollo de negocios de Harvest Global, manifiesta que el mercado relativamente inmaduro de las acciones A de China presenta “claras oportunidades alfa”, ya que hay menos información sobre las firmas que las constituyen. “Las acciones aún son relativamente desconocidas, por lo que un buen seleccionador de acciones puede marcar la diferencia”, dice Dale.

El aumento de la riqueza de los hogares fomenta el desarrollo de empresas que se centran en el consumidor y reduce la importancia de las empresas del Estado como motor de los rendimientos generales del mercado de valores.

“El gobierno está profundamente comprometido con la promoción del consumo interno, ya que esto conducirá a un crecimiento económico más equilibrado y sostenible y también abordará las crecientes demandas de los chinos para una vida mejor”, dice Mike Shiao, ex director de inversiones de Asia en Invesco. el gestor estadunidense de activos.

BlackRock, el mayor gestor de activos del mundo, también cree que los responsables chinos de la formulación de políticas intensificarán sus esfuerzos para estimular el crecimiento económico y seguirán ejerciendo influencia sobre el apalancamiento financiero, sobre todo entre las empresas estatales.

“También hay planes para ayudar a los consumidores con una serie de recortes fiscales, así como con las medidas tradicionales de estímulo del gasto en infraestructura y el apoyo al mercado de la vivienda”, dice Jean Boivin, jefe de investigación global de BlackRock Investment Institute.

Las asignaciones a China fueron las que más pesaron el rendimiento de los fondos de los mercados emergentes más generales el año pasado.

Las participaciones en China representaron pérdidas que tuvieron un promedio de 5 puntos porcentuales en 2018 a través de 180 fondos de capital de mercados emergentes con activos combinados de 355 mil millones de dólares a los que le da seguimiento Copley Fund Research.

Los gestores de fondos de mercados emergentes más generales se mantuvieron cautelosamente posicionados hacia China al cierre de 2018 después de la caída en el mercado de capitales.

Los fondos de mercados emergentes a los que les da seguimiento Copley mantuvieron una posición infraponderada de 4 puntos porcentuales en promedio en China, en comparación con su ponderación en el índice de mercados emergentes MSCI.

Steven Holden, fundador de Copley Fund Research, dice que “los gestores de fondos de mercados emergentes debilitaron su posición con respecto a China en los últimos meses, con las participaciones promedio que se alejan de su pico a mediados de 2018”.

La mayoría de los cambios pueden atribuirse a la reducción de las asignaciones a grandes acciones de tecnología, como Tencent y Alibaba, y algunas empresas de consumo discrecional, como JD.com y Ctrip, dice Copley.

Una gran deuda, pero hay inventario

El fondo Oppenheimer Developing Markets de 35 mil 500 millones de dólares mantuvo una posición infraponderada de 9.5 puntos porcentuales en China en comparación con su índice de referencia. Su rendimiento fue de 12.1 por ciento después de comisiones el año pasado

Justin Leverenz, quien maneja el fondo desde 2007, dice que la deuda en China aumentó de manera espectacular, pero esto se compensa por los grandes inventarios de ahorros financieros privados y un balance público saludable.

Redistribución de la riqueza

Leverenz cree que los responsables de las políticas en Pekín van a implementar reformas para mejorar la distribución de la riqueza y los recursos en toda la economía, fijando la mira en los cientos de millones de personas en áreas urbanas que no tienen acceso a una atención médica y educación adecuadas. “China entró a una nueva era de desarrollo económico. El consumidor toma el relevo, lo que conduce a un crecimiento más lento pero de mayor calidad”.

También puedes ver

allison

La actriz Allison Mack se declara culpable de crimen organizado por su participación en la secta Nxivm

Nueva York, 8 abr (EFE).- La actriz de la serie de televisión Smallville Allison Mackse declaró este …

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *